Creció un 60% la cantidad de empleados públicos provinciales entre 2003 y 2015

MIÉRCOLES, 28 e junio 2017.- Se trata de una suba muy por encima del crecimiento vegetativo de la población; la cantidad de empleados públicos provinciales pasó de 36 a 51 personas cada 1000 habitantes en el kirchnerismo; los mayores aumentos, en Santa Cruz y Tierra del Fuego.

En el periodo 2003-2015, la planta de agentes provinciales se incrementó en un 59,3% (819.000 empleados).

El mayor aumento en la gestión kirchnerista se dio en las provincias de Tierra del Fuego, Santa Cruz, Chaco y Jujuy, según datos oficiales.

Según el Iaraf, en Santa Cruz la cantidad de empleados públicos cada 1000 habitantes pasó de 84 a 110 en estos 12 años; en Tierra del Fuego de 78 a 121; en La Rioja de 77 a 104; en Neuquén de 73 a 99; en Catamarca de 68 a 105; en Río Negro de 57 a 80; en Chaco de 41 a 73; en Jujuy de 52 a 89; y en la Ciudad de Buenos Aires de 37 a 66.

Además, según los datos de la AFIP, en este período en el Norte estaban registrados más empleados públicos que privados: en Chaco 88.402 contra 77.793; en Santiago del Estero 61.801 frente a 53.788; Jujuy 86.804 contra 60.397; La Rioja 50.015 frente a 33.660; Catamarca 57.553 contra 33.511; y Formosa 48.921 frente a 28.451.

el problema es más complejo si se tiene en cuenta que existe una fuerte concentración del empleo privado en pocas provincias (Ciudad de Buenos Aires, provincia de Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba), situación que es reflejo de una estructura productiva concentrada geográficamente. Muchas provincias pobres carecen de actividades productivas pujantes que demanden fuentes de trabajo y apelan al empleo público como un seguro de desempleo encubierto, con todo lo que ello implica.

 

Compartilo en:

Deja un comentario en: “Creció un 60% la cantidad de empleados públicos provinciales entre 2003 y 2015

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *