LA UIA defendió a las industrias de gaseosas y vinos y le soltó la mano a Bertone

MIÉRCOLES, 8 noviembre 2017.- Los ministros de Hacienda, Nicolás Dujovne, de Trabajo, Jorge Triaca, y de Producción, Francisco Cabrera, se reunieron este mediodía con la cúpula de la Unión Industrial Argentina (UIA) para presentarles los pormenores de la reforma impositiva y la reforma laboral. Tras el encuentro en la sede de Avenida de Mayo de la gremial empresaria, Miguel Acevedo, presidente de la institución, Daniel Funes de Rioja, vicepresidente, y Diego Coatz, economista en jefe del organismo, dieron una conferencia de prensa.

Con anterioridad al encuentro, dirigentes de la UIA celebraron la reforma impositiva y la intención de reducir la presión fiscal, pero destacaron que la reforma impositiva debería anteceder la reforma laboral para dinamizar la actividad. Y si bien en el encuentro les ratificaron a las autoridades nacionales su apoyo “en general”, les transmitieron sus objeciones en particular.

Estas objeciones estuvieron en su amplia mayoría orientadas al impacto sobre las economías regionales, en especial sobre la vitivinicultura y la industria zafrera, explicaron las autoridades de la UIA en la conferencia de prensa. Pero, consultados acerca del caso particular de los 9.400 puestos de trabajo en peligro en Tierra del Fuego, ninguno de ellos recordó haber abordado el impacto de la quita de aranceles a la importación de electrónicos sobre la industria de la isla.

Esto supone un golpe para la gobernadora Rosana Bertone, que, como adelantó el portal La Política Online, busca aliados para frenar este punto de la Reforma Tributaria que podría significar una sentencia de muerte para la industria electrónica para la provincia.

Ante la pregunta por el planteo de la UIA ante las autoridades nacionales por la industria fueguina, el vocal José Urtubey respondió que “No (se hizo un planteo) puntualmente sobre eso, sino sobre las economías regionales en general”. Por su parte, Funes de Rioja, tampoco pudo recordar un planteo de los industriales respecto de la quita del arancel.

Por el contario, Funes de Rioja se explayó respecto de la postura de la UIA contraria a la creación de impuestos bajo el rótulo de “no saludables” para establecer un nuevo gravamen sobre bebidas azucaradas, vinos, espumantes y otras bebidas alcohólicas. Al respecto, el directivo industrial y representante de la Copal manifestó que “Acá y en el mundo lo que hay son dietas o hábitos de vida saludables, no hay alimentos saludables o no saludables”.

Al respecto, el titular de la UIA, cuestionó la aplicación de estos impuestos internos “porque perjudican a las economías regionales”. A la vez que advirtió que en el borrador del proyecto de Ley de Reforma tributaria hay algunas bajas graduales que se conjugan con subas de impuestos que impactan desde el primer momento por lo que el impacto no es parejo en para todas las empresas.

Respecto de la respuesta de los funcionarios ante estos planteos, Acevedo respondió que “No se comprometieron a nada. Tomaron nota de nuestra preocupación, pero no se comprometieron a bajarlos (impuestos internos)”, explicó Acevedo.

De todas formas, Acevedo celebró la previsibilidad que otorga la reforma impositiva para los empresarios y destacó que la propuesta fue “bien recibida”. En especial, el titular de la UIA, destacó que las reformas no son “a favor de la empresa, sino a favor de la producción”, ya que permiten agilizar las inversiones por la baja del impuesto a las ganancias a las utilidades reinvertidas y la rápida devolución del IVA sobre inversiones.

En este sentido, Funes de Rioja profundizó que la reforma laboral al blanquear trabajadores en negro, reduce la desventaja que supone para las empresas que están en blanco competir con ellas que se mantienen en la informalidad y remarcó que favorece a los 4.5 millones de trabajadores que conforman el 35% de la fuerza laboral en negro. Y también enfatizó que el costo de la industria del juicio laboral en algunos sectores llega a demandar el 10% de los costos salariales, pero que no se trasforman en salarios en mano y que podrían hacerlo si se reduce la litigiosidad.

Por su parte, desde el Ministerio que preside Cabrera aseguraron que los ministros coincidieron con la UIA en que se trató de una reunión de trabajo “muy positiva”.

Compartilo en:

Deja un comentario en: “LA UIA defendió a las industrias de gaseosas y vinos y le soltó la mano a Bertone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *