La Unión de Gremios y Jubilados Estatales se movilizan a la Legislatura

MIÉRCOLES, 1 de marzo 2017.-Como todos los años, desde que la Legislatura Provincial se volvió un instrumento de los Gobiernos para aprobar leyes que quitan derechos a los trabajadores, el SUTEF convoca a movilizar y manifestar en el “Almirante”. Esta vez lo hace junto a los sindicatos de la Unión de Gremios y Jubilados Estatales de Tierra del Fuego.

Se va a exigir la devolución de los derechos arrebatados el 8 y 9 de enero del 2016, pero además, se solicitará a los Legisladores que no aprueben el Paquete de Leyes II que envió el Ejecutivo. Con este nuevo paquete, quieren seguir aplicando un brutal ajuste sobre las espaldas de la clase trabajadora. Los puntos más importantes, entre otros, son los siguientes:

– El tema más saliente de este nuevo paquete de leyes es el pedido del Ejecutivo de ratificar el convenio Bertone-ANSES: Este acuerdo firmado por la Gobernadora, necesita de la aprobación de la Legislatura para que entre en vigencia.

En el mismo, Bertone asume el compromiso de la provincia de ratificar y no modificar los cambios realizados en el paquete de leyes del 2016 que implican una pérdida de derechos. También la Gobernadora se compromete a avanzar en más reformas con mayor grado de armonización y pérdida de derechos. De ratificarse este convenio, sería un nuevo avance en la transferencia de la Caja a Nación.

– Modificación de las Leyes en la conformación del quórum en los Directorios de la Caja de Jubilaciones y la Obra Social Provincial: Debido a la rotunda derrota sufrida por el Gobierno en las elecciones del ex IPAUSS en noviembre del año pasado, intentan poder sesionar en el Directorio sin la presencia de los Directores electos democráticamente por los trabajadores, verdaderos dueños de la Caja y Obra Social. De aprobarse esta modificación, se terminaría de perder por completo la autarquía. El Ejecutivo tendría así las facultades extraordinarias y arbitrariedad absoluta. El Gobierno podría tomar todas las decisiones directamente a través de los representantes puestos a dedo. Es decir, los Presidentes y Vicepresidentes.

– Creación de una Mesa Técnica Salarial: Es una Mesa que analizaría si son viables o no los acuerdos acordados en paritarias (aún los convenios nacionales), pudiendo dejar los acuerdos sin efecto. Esto es una aberración política y jurídica porque le quita autonomía a las paritarias de los sectores. Además es un avance en el camino al escalafón único estatal.

– Fin de la Ley de RUPE: De aprobarse la misma, se acabarían las pensiones RUPE provinciales. Estas pensiones son un derecho de las personas con discapacidad, pero de aprobarse, pasaría al ámbito nacional y se transformaría en una ayuda que solamente se otorgaría para los casos sociales.

– Continuidad de la Ley de Emergencia Edilicia en Educación: Solicitan un año más de utilización de dinero del Estado sin los controles correspondientes. No han podido justificar el gasto millonario del año pasado y no se observan mejoras en los edificios escolares. De aprobarse, seguiría la fiesta de otorgar discrecionalmente contratos a empresas amigas sin ningún tipo de control.

Docentes

Por otro lado, la docencia debatirá en las escuelas sobre el llamado al no inicio de clases a nivel nacional del 6 y 7 de marzo ante el cierre dela paritaria nacional. Además, y sobre todo por la característica propia del sector en el cual la mayoría son mujeres, se debatirá sobre el Paro Internacional de Mujeres del 8 de marzo. El Congreso Provincial de Delegados del sábado 4 de marzo resolverá las medidas a seguir en esos días en base a los mandatos escritos de las escuelas.

Compartilo en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *