Paliza histórica de River: 8-0 y a semifinales de la Copa

VIERNES, 22 de setiembre 2017. El Millo concretó la hazaña ante Jorge Wilstermann de Bolivia con la goleada en el Monumental, luego de la 0-3 que sufrió en la ida. Impuso el peso de su historia y jugó un partido perfecto con la actuación brillante de Ignacio Scocco, quien marcó cinco goles, primero convertir tal cantidad en esta instancia. La goleada más abultada fue 9-0 sobre otro equipo boliviano, Universitario de La Paz, el 11 de marzo de 1970 por el grupo 1 de la Copa.

Enzo Pérez, otra de las grandes figuras del encuentro, marcó dos goles y el restante lo hizo Ignacio Fernández. en una noche redonda para el equipo de Marcelo Gallardo que se clasificó a las semifinales del máximo certamen continental.
La concentración de River fue máxima. No tuvo puntos bajos. En todas sus líneas fue eficaz y pulverizó a Jorge Wilstermann. De esa manera, estableció la verdadera diferencia entre un equipo y otro, ayudado por la buena puntería que le faltó en Bolivia.
Gallardo sorprendió horas antes del partido con una formación que se valió de una defensa con tres jugadores, lo cual permitió el ingreso de Ariel Rojas, un futbolista pensante que tapó huecos en el mediocampo.
River jugó sin sus habituales laterales, el paraguayo Jorge Moreira y Milton Casco, pero se apoyó en Carlos Auzqui, de gran actuación, para sacar partido del costado derecho en ataque.
La línea de cinco defensores y cuatro volantes de Wilstermann no fueron un obstáculo para River que encontró a Scocco en la gran figura de la noche. Al ex Newell’s le salieron todas, desde el primero al último gol.
Scocco fue la gran pesadilla de Wilstermann y el artífice del grito de gol riverplatense. Primero cuando aprovechó una error de la defensa rival, no la dio por perdida, prosiguió con un caño a Enrique Díaz y definió ante Olivares. A los ocho minutos, River creyó en el milagro, y a 12 minutos después, empató la serie con los goles de Nacho.
River nunca detuvo su marcha. El Millonario fue una aplanadora para Wilstermann, que exhibió errores groseros en la marca, tanto en defensa como en el mediocampo, y no registró chance de gol a favor alguna.
Con Scocco encendido, River se animó a más de la mano de Pérez e Ignacio Fernández, Con ellos, sumada la buena labor de Auzqui, la inteligencia de Rojas y el sacrificio de Ponzio, el club de Núñez dejó sentada la diferencia de categoría.
El gol de Pérez, cuando finalizaba el primer tiempo, dio la sensación de partido definido. Más allá de eso, River continuó con la búsqueda en ataque y encontró a otro jugador destacado, Gonzalo Martínez, quien desparramó rivales y se ofreció como alternativa.
River armó un festival de toques y goles en el Monumental que le dieron el pasaje a la semifinal de la Copa Libertadores. De ahora en más, el equipo de Gallardo, quien sabe reinventar a su plantel, tendrá un plus.
El hincha celebró como nunca el resultado, invadido por un espíritu festivo que colmó el Monumental, con cierta mística copera, con la confianza en los jugadores y en su entrenador.
River demostró que está vivo e irá por más.
Síntesis
River: Germán Lux; Gonzalo Montiel, Jonatan Maidana y Javier Pinola; Ignacio Fernández, Enzo Pérez, Leonardo Ponzio y Ariel Rojas; Carlos Auzqui, Ignacio Scocco y Gonzalo Martínez. DT: Marcelo Gallardo.
Jorge Wilstermann: Raúl Olivares; Jorge Ortíz, Enrique Díaz, Alex Da Silva, Eward Zenteno y Juan Aponte; Christian Machado, Fernando Saucedo, Sergihno y Rudy Cardozo; y Gilbert Álvarez. DT: Roberto Mosquera.
Goles: en el primer tiempo, 8m, 13m y 18m Scocco (RP); 36m Pérez (RP). En el segundo tiempo, 1m y 12m Scocco (RP); 7m. Fernández; y 22m Pérez (RP);
Cambios: en el segundo tiempo, al comenzar Daniel Mancilla por Díaz (JW) y Cristian Chávez por Aponte (JW); 19m Marcelo Bergese por Sergihno (JW); 25m Rafael Santos Borré por Scocco (RP); 26m Milton Casco por Pérez (RP) y 32m Tomas Andrade por Auzqui (RP.
Amonestados: Pérez (RP); Machado, Chávez, Silva, Sergihno (JW).
Árbitro: Julio Bascuñán (Chile).
Estadio: Antonio V. Liberti

Compartilo en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *